La Mediación de Conductas Sociales en el Aula

Publicado por Ligia Olmedo Santillana el 26 febrero, 2018
Encuéntrame en

La-mediación-de-conductas-sociales-en-el-aula

En la Guía para padres de familia, llamada Cómo Desarrollar Habilidades Sociales con los Hijos, se da la siguiente definición de habilidades sociales: “Son conductas que expresan sentimientos, sensaciones, actitudes, deseos, opiniones o derechos de una persona, de un modo adecuado a la situación, respetando a los demás, y generalmente resuelven los problemas inmediatos de la situación.”

En otras palabras, son formas de interactuar con otras personas, destrezas que son necesarias para desenvolverse de forma adecuada y exitosa en la sociedad. Estas habilidades se aprenden en el transcurso de la vida, con base en:

  • La observación
  • La imitación
  • El ensayo y error
  • La mediación

De esta forma, las habilidades sociales se dominan, adquieren, desarrollan y aplican durante toda la vida. En el caso específico del desarrollo de habilidades sociales en el aula es benéfico practicar la mediación de dichas destrezas; es decir, el docente puede intervenir seleccionando las acciones, actividades, dinámicas, estímulos y materiales específicos para desarrollarlas en los niños.

¿Por qué el desarrollo de habilidades sociales en el aula brinda un contexto idóneo? Aparece como un espacio excelente para la interacción, la toma de conciencia social y el desarrollo de actividades prosociales. La relación con pares es una oportunidad clara de mejorar la interacción; sin embargo, se requiere de la mediación del adulto si se busca potencializar el efecto.

El docente que:

  • Felicita conductas adecuadas y fomenta que éstas se repitan.
  • Aclara normas o acuerdos para interactuar à da claridad y parámetros de interacción.
  • Expresa pautas de inicio o fin, promueve que la impulsividad disminuya dando oportunidad de comenzar o terminar de forma homogénea.
  • Clarifica los roles y asegura el orden en la relación (conductas claras para cada rol que se presenta)
  • Solicita la expresión verbal y eleva la posibilidad de comunicación (de ideas, planes, emociones, dudas o quejas)
  • Analiza o propone diferentes formas de abordar la situación a resolver y da la posibilidad de trabajar habilidades de pensamiento al mismo tiempo que se realiza un trabajo cooperativo.
  • Profundiza sobre la aplicación de soluciones en el contexto escolar y fuera de este, flexibiliza el pensamiento y lo lleva a la trascendencia.

En síntesis, la mediación se refiere a la interacción que conduce a la generación de experiencias positivas de aprendizaje.

Desde el rol del docente, la mediación actúa como un elemento catalizador o enriquecedor entre los niños; sus intervenciones provocarán una reflexión profunda sobre la interacción y sus resultados. No es cuestión sólo de decir “los niños de hoy no tienen habilidades sociales” si no de promover que el aula sea un espacio que propicie que estos niños, sin habilidades sociales, las practiquen y mejoren.

Es común que se reciban límites al no saber socializar y esto puede ser una opción en la resolución de situaciones, sin embargo no siempre brinda un nivel mayor a los alumnos. Es necesario de aprender de los errores o conflictos y mirar las oportunidades dentro de la situación experimentada.

A continuación se menciona una de las clasificaciones que existen en cuanto a las habilidades sociales, tomarla en cuenta ayudará al docente a mirar un panorama de qué situaciones son las que puede mediar y generar.

Para Goldstein y otros (1980), las habilidades sociales según su tipología, son:

Habilidades sociales básicas

  • Escuchar
  • Iniciar una conversación
  • Mantener una conversación
  • Formular una pregunta
  • Dar las gracias
  • Presentarse y presentar a otras personas
  • Hacer un elogio

Habilidades alternativas a la agresión

  • Pedir permiso
  • Compartir algo
  • Ayudar a los demás
  • Negociar
  • Empezar el autocontrol
  • Defender los propios derechos
  • Responder a las bromas
  • Evitar los problemas con los demás
  • No entrar en peleas

Habilidades sociales avanzadas

  • Pedir ayuda
  • Participar
  • Dar instrucciones
  • Seguir instrucciones
  • Disculparse
  • Convencer a los demás

Habilidades para hacer frente al estrés

  • Formular una queja
  • Responder a una queja
  • Demostrar deportividad después de un juego
  • Resolver la vergüenza
  • Arreglárselas cuando te dejan de lado
  • Defender a un amigo
  • Responder a la persuasión
  • Responder al fracaso
  • Enfrentarse a los mensajes contradictorios
  • Responder a una acusación

Habilidades relacionadas con los sentimientos

  • Conocer los propios sentimientos
  • Expresar sentimientos
  • Conocer los sentimientos de los demás
  • Enfrentarse al enfado de otro
  • Expresar afecto
  • Resolver el miedo
  • Autorrecompensarse

Habilidades de planificación

  • Tomar decisiones realistas
  • Discernir sobre la causa de un problema
  • Establecer un objetivo
  • Determinar las propias habilidades
  • Recoger información
  • Resolver los problemas según su importancia
  • Tomar una decisión eficaz
  • Concentrarse en una tarea

De acuerdo con Feuerstein “el docente debe estar consciente de cómo aprenden los niños… el niño aprende en su contexto natural, en el que interactúa con diversos recursos tecnológicos, juegos virtuales… situaciones que disfruta, le mantienen atento y dispuesto a seguir intentando y aprendiendo. Se trata, además, de experiencias que comparte con sus pares”

En conclusión, compartir el aprendizaje de destrezas, habilidades y contenidos es de lo más enriquecedor que el niño puede encontrar en el contexto escolar, fomentarlo es parte de la labor docente.

Referencia de la nota <<clic aquí>> por la maestra Ligia Olmedo, Siete Olmedo.

Suscríbase a Nuestro Blog Educativo